2012-2017 final K y comienzo M : seis años de estancamiento económico y caída de la actividad industrial

2012-2017 final K y comienzo M : seis años de estancamiento económico y caída de la actividad industrial

Economia, Era K, Era m, krichner, Macri

Contradiciendo los supuestos brotes verdes del que se jacta el Gobierno, los indicadores del INDEC revelan que la actividad económica permanece estancada desde seis años atrás, al haber alcanzado actualmente niveles similares a los del 2013. A la par que el uso de la capacidad instalada industrial no deja de caer, estando actualmente en los niveles mínimos registrados en el 2012 y 2013, y muy lejos de sus máximos. Estancamiento económico que no podrá ser revertido por las medidas de ajuste y competitividad sectorial que se propone llevar adelante el Gobierno, similares a las que trataron de implementar De la Rua y Cavallo en el 2001 y derivaron en la crisis de ese año.

Por Redacción – 16-11-2017

El gobierno y los medios oficialistas como parte de la campaña electoral, se mostraron ufanos porque el INDEC informó que el Estimador Mensual de la Actividad Económica había crecido en agosto un 4,3 % respecto igual mes del año anterior. No obstante que esa cifra confirma el estancamiento en que está hundida la economía argentina, desde el comienzo del segundo mandato del anterior gobierno hasta el día de hoy.

Tal como se puede ver en la línea de tendencia del gráfico de la portada desde el año 2012. Tras el raudo ascenso registrado entre los años 2004 y 2011, que descontó incluso la profundad caída que se produjo a finales del año 2008 y comienzo del 2009, por efecto de la crisis financiera mundial de esos años.

Estancamiento economico

Este estancamiento económico explica buena parte de la pérdida de consenso social que sufrió el kirchnerismo a largo de esos años, y las peligrosas expectativas que ha despertado el macrismo, si no cumple con ellas. Para lo que evidentemente no hace falta un plan de ajuste como el que lanzó tras su triunfo electoral, sino un plan de expansión de la economía como el que por una singular combinación de factores se registró hasta el 2007, extendiéndose sus efectos hasta el 2011 como se puede ver en el gráfico.

El INDEC informó que en agosto de 2017, el índice desestacionalizado que estima la actividad económica, alcanzo un registro de 150,5. El cual resulta inferior al pico que se alcanzó a junio de 2015 de 150,6 y solo levemente superior al de agosto de 2013, de 150,1. Habiendo trepado en septiembre de 2011 a 148,2, o sea que actualmente sería de solo 2,3 puntos superior al de seis años atrás.

Ver Porqué no arranca ni arrancará la economía, e incluso retrocederá peligrosamente

No obstante en el gráfico se observa que por efecto de los desequilibrios de la macroeconomía y las devaluaciones, esos picos fueron seguidos de notables baches. Como el que se dio en el 2012 por efecto de la instauración del corralito cambiario. Y los que se registraron en 2014 y 2016, por efecto de las macro devaluaciones de esos años. Y esos desequilibrios macroeconómicos están muy lejos de haber sido corregidos, y por contrario se han visto sumamente agravados por haber introducido a la deuda externa como variable de ajuste de ellos.

Ver  El Banco Central a punto de estallar, obligado a devaluar e inflacionar

Ver El desesperado arreglo con los fondos buitres, para evitar la bancarrota del Banco Central provocada por la salida del cepo

La debacle industrial

Un panorama aún más grave brinda el indicador de la utilización de la capacidad instalada de la industria, de la cual el INDEC ha ocultado las cifras anteriores a las del año 2016, pero que no obstante se obtienen si uno hurga en su archivo. Para evidentemente impedir la visualización de la profunda debacle de ella, que se puede apreciar en el siguiente gráfico.

Economia, Era K, Era m, krichner, Macri

La declinación paulatina y constante de sus guarismos que se observa desde el 2011 en adelante, rematando en el nivel mínimo actual, pone en evidencia que ese indicador no ha sido adulterado por el kirchnerismo, como para ponerlo en cuarentena con la declaración de la “emergencia estadística” a la que ha apelado el INDEC macrista para escatimar la información anterior al 2016.

Al respecto el reciente indicador de septiembre de este año de uso de capacidad instalada de un 66,3 %, está muy lejos de ser un brote verde, y en todo caso sería  la inversa, un tebro dever. Ya que está 0,3 puntos por debajo del mínimo del año 2010; 3,2 puntos por debajo del mínimo del 2011; y 1,3 puntos por debajo del mínimo del 2012. Y si se lo considera respecto el máximo de cada año, esta 17,1 puntos por debajo del 2010; 17,8 por debajo del 2011; 12,6 por debajo del 2012; 9,6 por debajo del 2013; 7,8 por debajo del 2014; y 7,0 por debajo del 2015.

E incluso 2,0 por debajo del máximo de 2016,  y 1,0 por debajo del máximo de agosto de este año, que a su vez estaba 1,0 por debajo del máximo del año pasado registrado en noviembre. Por lo que se puede decir que los brotes verdes del gobierno son de papel crepe. En un doble sentido, porque es la industria la que está crepando lentamente desde el 2011 en adelante.

Los que en consecuencia no van a crecer con el riego a cuentagota de los planes de competitividad macrista, que pretende fortalecer la oferta de bienes, a la par que recorta la demanda, o sea los ingresos de las familias, los asalariados, y los jubilados. Igual que lo intentaron hacer antes de la crisis del 2001 el presidente Fernando de la Rúa y su ministro Domingo Cavallo.-

Ver también:

Prat Gay, el gran encubridor del vaciamiento del sistema financiero en el 2001

Amadeo, Bein, Blejer, Pignanelli, Prat Gay, y Sturzenegger, los responsables de la catástrofe del 2001, están de nuevo al frente

 

Comentarios de Facebook

También se puede ver

La traición del senador Pichetto al diputado Pichetto

Como Groucho Marx el senador Miguel Angel Pichetto